COMENTARIO ZETA 

CARLOS Z. CADENA

“Esto no es Ruanda ni Angola, es Tapachula”, reconoce COMAR.

Tal como se previa Chiapas está siendo utilizado solamente en esta cuarta trasformación como un gigante albergue, una grande posada para recibir a las decenas de miles de extranjeros que  llegan a México, procedente de al menos 20 países del continente Africano, de Jamaica, Haití, Cuba y de países centroamericanos, quienes buscan llegar a los Estados Unidos, para reencontrarse con el “sueño americano”, pero que desde hace dos años y seis meses el lapso de la cuarta trasformación, ya hay un nuevo estereotipo  mental llamado “El sueño Azteca”, que busca asentarse en territorio mexicano.

Hasta ahora seguimos siendo los chiapanecos desplazados del desarrollo nacional, inclusive más deplorable y lastimoso que la tercera trasformación, donde solamente Oaxaca, Tabasco, Campeche, Quintana Roo y Yucatán, se les ha ofertado grandes obras y proyectos de trasformación, pero Chiapas no pasa de sus 20 kilómetros de Tren Maya, y otro tramo de tren de la Costa, pero hasta el 2023, lo que ofende porque si dicen que hay que meter  los programas sociales, eso lo tiene todo el país. Chiapas, -quiérase o no aceptar- esta convertido otra vez en un laboratorio nacional, ahora anfitrión para recibir extranjeros para enaltecer y con mucha arrogancia la política internacional que busca “quedar bien con el mundo” con su política de humanización y migración segura, aunque México se esté inundando de gente extranjera de los más pobres del mundo.

Todo pudiera aceptarse, pero estamos viviendo una pandemia peligrosa y mortal, que desde hace meses nos han prometido desde “La Mañanera” cordones sanitarios federales para enfrentar el flujo migratorio que hasta hoy en día, todo ha sido engaño y vil mentira. Nunca se había mentido tanto a los chiapanecos como en esta cuarta trasformación al menos en salud pública que de pronto y pasado persamente el día de las elecciones –domingo 6 de junio- nos recetan que somos los más rezagados en vacunación del covid 19, a nivel nacional.   Hoy nuevamente se vive en Chiapas con “El Jesús en la boca”, porque ingresamos los mexicanos a una “tercera ola” de contagios, pero en Chiapas se está en constante peligro con la migración extranjera por las cepas consideras más toxicas por el contagio que han emergido como la delta y la “Granma” de Brasil.

O sea, repentinamente reconocen en la capital del país, de que somos los más rezagados en vacunarse con un complicado y preocupante apenas del 18 por ciento, y Chiapas es la puerta entrada de miles de extranjeros sin que haya cordones de salud pública, pues sencillamente le vale un comino a la autoridad federal, la salud del pueblo chiapaneco. Hasta ahora no ha habido una explicación honesta del ¿Por qué se dio ese rezago en la vacunación, porque curiosamente miles de guatemaltecos están siendo vacunados en Tapachula con apoyo del gobierno mexicanos? O sea, guatemaltecos si se vacunan y vienen desde lejos, pero los chiapanecos resulta que somos muy desinteresados para salvar sus vidas y la de sus familiares. ¿Por cierto quien contabiliza las vacunas que se le están poniendo a los de Guatemala, o son vacunas dentro delas mismas dotaciones que les envían a los chiapanecos?   Es un desorden total. Y conste se está jugando con la salud pública del pueblo de Chiapas.

Este fin de semana la prensa nacional fue contundente con el fenómeno migratorio que se está viviendo en Chiapas y fueron impecables sobre como se observa desde la capital del país el problema de la migración ilegal   -indocumentada- que están ingresando a nuestro país, y que no se le reconoce como un problema de seguridad nacional, porque no se sabe que gente o que población extranjera está entrando a México. Hay muchos que ilegalmente se van sorteando en caravana silenciosa y escondida el territorio nacional para buscar justamente ya no el “Sueño americano” sino “El sueño Azteca”. La cuarta trasformación esta africanizando al país y si no le gusta esta palabra entonces la está “Centroamericanizando”. Bajo el agua están realizando otra nueva sociedad mexicana con los futuros entrelazamientos o cruces de mexicanos con este tipo de extranjeros. En 15 años tendremos una cantidad enorme de hijos de mexicanos casados humanamente con extranjeros de estos países del áfrica y Centroamérica. ¿Eso se persigue? ¿Eso se busca?

El periódico REFORMA y otros de circulación nacional fueron tajantes este fin de semana: “Miles de ciudadanos haitianos han llegado en los últimos días a la frontera sur de México, por el lado de Tapachula. El titular de la COMAR, la Comisión Mexicana de Ayuda al Refugiado, Andrés Ramírez, ha señalado que se trata de un evento extraordinario. Solo el lunes, la comisión recibió más de 2.000 solicitudes de asilo de migrantes del país caribeño. “Normalmente llegaban 200 o 300 personas los lunes a pedir asilo”, ha explicado el funcionario en conferencia de prensa, “pero ahora, en el pico de este año, que ha subido tremendamente, estaban llegando 800 personas al inicio de la semana lunes. Y justamente este lunes llegaron 2.000, esas fotos que están viendo es la presencia de 2.000 haitianos”, ha añadido.

Sigue diciendo REFORMA: Ramírez se ha referido a la llegada masiva de migrantes después de que trascendieran imágenes del lunes, en las que se ve a cientos de migrantes, muchos haitianos, en Tapachula, una pequeña localidad del Estado sureño de Chiapas, en la frontera con Guatemala. “Estas fotos que están viendo no son de Ruanda o Angola, ni son las condiciones más complicadas de refugiados a nivel internacional, es México, es Tapachula, y es del lunes”, ha dicho. Y agrega:

El funcionario ha señalado que los haitianos llegan indirectamente, principalmente desde Brasil o Chile. Muchos migrantes huyeron a las naciones sudamericanas tras el terrible terremoto que asoló al país caribeño en 2010. El asesinato hace unos días del presidente, Jovenel Moïse, podría ser otra de las razones. “Ustedes saben del magnicidio que acaba de ocurrir recientemente en Haití, lo que solamente puede complicar el escenario”, ha dicho Ramírez.

El titular de la COMAR ha informado, además, de que México romperá este año el récord de solicitudes de asilo. Solo hasta junio, la COMAR recibió 51.654. El año en qué más peticiones había procesado fue 2019, antes de la pandemia, con poco más de 70.000. De las recibidas este año, los haitianos ocupan ya el segundo lugar, con poco menos de 10.000. Ramírez no ha dado demasiados motivos sobre la nueva ola, pero ha reiterado su preocupación por la situación, una de las más graves que ha enfrentado el país en tiempos recientes. Hasta ahí la nota informativa. (Sic)

COMAR, la Comisión Mexicana de Ayuda al Refugiado, reitera su preocupación por este indeterminable número de ingresos de extranjeros, y lo más preocupante estamos viviendo en el país una de las más graves postales de enfermedades del covid 19, estamos dejando pasar a los miles de migrantes a México en una plena pandemia mundial, lo que nos parece un absurdo, pues ni siquiera cordones o grupos especiales en materia de salud pública nos envían a esta puerta del país. Una política pública en materia de salud, que no tiene ni pies ni cabeza. Hasta nuevos mexicanos busca tener la cuarta trasformación. Aunque muchos no les guste el comentario. En fin.

Deja un comentario