JAQUE CON DAMA

Irma Ramírez Molina/

**Chiapas en alerta, focos rojos por conflictos sociales**

Los conflictos que se han suscitado en Chiapas, en los últimos meses, dejan ver lo que será el próximo proceso electoral, focos rojos que las autoridades han ignorado, por conveniencia y por ignorancia, desconocimiento de la zona y sobre todo de la forma de ser de los chiapanecos.
El último caso, no menos fuerte que los demás, se originó en Chilón, lugar gobernado por la Alianza PRI-PVEM, ahí tres personas perdieron la vida, entre ellas un bebé de apenas cinco meses.


Los hechos en este municipio indígena de muy alta marginación y clasificado dentro del Coneval como de extrema pobreza, tienen un dato curioso que resalta, el día de los hechos, habría llegado al lugar el diputado federal de la alianza y ex presidente municipal del lugar, Leonardo Guirao.
Según datos que la población dice sin decir, por miedo, el magno evento tuvo lugar en la cabecera municipal, después, por la tarde, se suscitaron los hechos de sangre que tienen conmocionados a poblaciones y ejidos de la localidad, según testigos que permanecen ocultos, los presuntos culpables de los hechos, son los llamados “Peshtoneros”, un grupo de choque, que según los que saben, ha sido armado por el propio diputado federal Guirao.
En las últimas horas la tensión ha ido en aumento, ya que, de forma extraoficial, se ha sabido que comunidades enteras, están dispuestas a enfrentar a este grupo de priístas armados que no conforme con intimidar, ahora se han dedicado a delinquir, al tiempo de que atacan sin misericordia como los hechos del pasado viernes, a mujeres y niños.
Con este son cerca ya de 25 municipios que se encuentran en focos rojos, en el arranque del proceso electoral, y de seguir así, todo apunta a que serán elecciones que estarán teñidas por la sangre.
Incluso las autoridades electorales, aún no han dado un pronunciamiento al respecto; sin embargo la situación es tensa, en varios municipios de diferentes zonas de Chiapas.
Anteriormente, los focos rojos eran ubicados y no pasaban de cuatro o cinco municipios, hoy la realidad es otra, la falta de oficio político, la tolerancia de grupos vandálicos, la frivolidad y la falta de recursos; así como los múltiples engaños tienen a la zona Altos, Mezcalapa, Selva y Norte, sin dejar de lado la Fronteriza, al borde de estallidos sociales.
Grupos religiosos, organismos no gubernamentales de derechos humanos, han alertado a los tres niveles de gobierno, pero en este fin de año, parece ya no importar, se entra a la recta final de un sexenio en la administración estatal caracterizado por altos índices de corrupción en todos los lugares de México y Chiapas.
En el caso de Chiapas, los escándalos de funcionarios que compran propiedades de millones de pesos, autos con valor que ofenden a los ciudadanos, son el pan de cada día, alcaldes que se pasean con guaruras en la capital o cabeceras municipales, en estado etílico en horas de trabajo, diputados que gastan cifras millonarias en espectaculares para promover lo que dicen que hacen y nunca hacen.
Así las nubes negras de un proceso electoral que apenas comienza, así el presagio de sangre que podría ser derramada en municipios, lo que se ve, lo que se siente, el hastío de una administración que pasará con más pena que gloria.

BASE DE DATOS…-
El 15 parece es la fecha en que debería resolverse el conflicto de límites entre Chenalhó y Chalchihuitán, pero la verdad es que no será así, porque sin importar cual sea la resolución, una de las partes quedará inconforme.***

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

@irmajaque